Todo lo que necesitas saber sobre el sistema digestivo del gato

Todo lo que necesitas saber sobre el sistema digestivo del gato

El sistema digestivo del gato es uno de los grandes responsables de mantener su salud al día. Al igual que en los humanos, la digestión hace que los felinos obtengan energía y nutrientes esenciales para el funcionamiento del organismo. Por eso es muy importante que los guardianes presten atención a la dieta de los gatos. La anatomía del aparato digestivo de los gatos es compleja y está llena de curiosidades, con funciones específicas que influyen en todo el proceso digestivo. Para ayudarle a entender un poco más sobre este sistema, hemos separado la información principal sobre el tema. Compruébalo.

Índice

    ¿Para qué sirve el aparato digestivo del gato y cómo está formado?

    La función principal del sistema digestivo del gato es la degradación de los alimentos. De este modo, los nutrientes presentes en el alimento ingerido son absorbidos por el organismo del animal. La digestión es un proceso que pasa por varias etapas y órganos del gatito. Entienda un poco más a continuación:

    • Boca: todo el proceso de digestión se inicia en la boca. Es con ella que los gatos consiguen la comida. La boca de un gato adulto está compuesta por 30 dientes y, al masticar, la comida se divide en partes más pequeñas.
    • Glándulas salivales: estas glándulas están inervadas por el sistema nervioso autónomo del gato. Se encargan de hacer posible el primer paso de la digestión química de la torta alimenticia, facilitando su paso por la faringe.
    • Faringe: conocida popularmente como garganta, la faringe permite el desplazamiento del bolo alimenticio con un proceso llamado contracciones faríngeas.
    • Esófago: es un órgano tubular por el que pasan los alimentos para ser impulsados hacia el estómago. El proceso de deglución de líquidos en los gatos se produce a una velocidad de uno a dos centímetros por segundo. Por esta razón, hay que tener cuidado si los comprimidos orales van a ser administrados sin agua. Si se administran de forma incorrecta, los comprimidos pueden permanecer en el esófago y hacer que el gato desarrolle una esofagitis.
    • Estómago: situado en el lado izquierdo del cuerpo del gato, el estómago funciona realizando procesos químicos que facilitan la digestión de las proteínas.
    • Intestino delgado: en los gatos, este órgano mide 1,3 metros de largo. La mayor parte de la digestión de los alimentos tiene lugar allí y dura de dos a tres horas.
    • Páncreas: en este órgano se produce el proceso químico esencial para la degradación de los hidratos de carbono, las proteínas y los lípidos. Por lo tanto, la buena salud de un gato depende del buen funcionamiento del páncreas. Se encuentra en el lado derecho del abdomen y pesa menos de 230 gramos.
    • Intestino grueso: la función principal del intestino grueso es la absorción de electrolitos y agua. También es responsable de la fermentación de los nutrientes no absorbidos. El proceso de digestión en el intestino grueso tarda más tiempo y es más lento.

    La última etapa del sistema digestivo es la eliminación de todos los productos de desecho que no pueden ser utilizados por el cuerpo del gato. Las heces del gato son transportadas por el recto desde el intestino grueso hasta el ano, donde se expulsan los residuos. La longitud y el peso de los órganos pueden variar según la anatomía del gato. La edad del gato y su raza son factores que pueden marcar la diferencia.

    ¿Qué no pueden comer los gatos?¿Qué no pueden comer los gatos?

    Sistema digestivo del gato: ¿cuáles son los problemas más comunes que pueden afectar al sistema?

    La intolerancia alimentaria, la gastritis, la colitis intestinal y el síndrome del intestino irritable en los gatos son algunas de las enfermedades más comunes que afectan al sistema digestivo de todas las razas de gatos. Las causas de los trastornos digestivos pueden ser, entre otros factores, la ingesta de algo diferente o inapropiado para los gatos. La causa debe ser examinada e identificada por un veterinario.

    En el caso de la intolerancia alimentaria, además de que el gato vomite el pienso o tenga diarrea, puede haber picor e irritación en la piel. En conjunto, estos síntomas suelen indicar que su gato es sensible a algún alimento. La mejor forma de tratamiento es averiguar qué alimentos causan la intolerancia y evitarlos en la dieta de su mascota.

    La acolitis intestinal felina provoca la inflamación del intestino grueso y es más frecuente en gatos menores de 5 años. En este caso, el gato puede tener dolor al defecar. Las heces sanguinolentas o mucosas también pueden ser síntomas de colitis, pero también son síntomas de gusanos y otros problemas.

    ¿Qué hacer si mi gato no quiere comer comida seca?¿Qué hacer si mi gato no quiere comer comida seca?

    La inflamación crónica asociada a las molestias en el intestino del gato se denomina síndrome del intestino irritable. Esta dolencia puede verse agravada por una intolerancia alimentaria e incluso por un trastorno mental. En general, los trastornos digestivos son muy debilitantes y requieren ser examinados y diagnosticados por un profesional especializado. Sólo entonces es posible determinar el mejor tratamiento. 

    ¿Las bolas de pelo en los gatos pueden alterar la digestión?

    Al ser animales muy higiénicos, los gatos suelen limpiarse con la lengua. Este hábito elimina la suciedad y el pelo muerto, actuando como un peine que desenreda el cabello. De este modo, parte del pelo acaba siendo tragado, generando la bola de pelo en los gatos. En la mayoría de los casos, estos pelos no son digeridos por el organismo y se eliminan a través del vómito o incluso de las heces, lo que de por sí ya es una molestia para el minino. Cuando se acumula en grandes cantidades en el organismo, las bolas de pelo pueden causar daños en la salud gastrointestinal de los mininos. La diarrea, el estreñimiento, la falta de apetito, los signos de fatiga y la apatía, además de los vómitos constantes, son signos comunes del problema. Preste atención a estos síntomas.

    Las bolas de pelo, cuando no son expulsadas, pueden provocar una obstrucción intestinal, una condición que necesita una intervención quirúrgica.  La mejor manera de prevenir los problemas de bolas de pelo en los gatos es cepillar su pelaje periódicamente. La hierba para gatos también ayuda a un mejor funcionamiento gastrointestinal.

    ¿Está bien cortar el pelo a un gato?¿Está bien cortar el pelo a un gato?

    Sistema digestivo del gato: ¿cómo prevenir las molestias estomacales en los gatos?

    Es probable que su gato experimente algunas molestias estomacales a lo largo de su vida. Sin embargo, estos problemas no pueden ser frecuentes. Si el gato presenta vómitos o diarreas constantes, puede estar sufriendo algún problema más grave que un simple malestar. En general, la mejor manera de prevenir estos trastornos es mantener una dieta equilibrada, eligiendo un alimento para gatos de calidad y adecuado a la edad del animal. Si su gato tiene alguna sensibilidad digestiva, como una intolerancia alimentaria, el veterinario puede indicarle una dieta específica tras identificar qué ingrediente le provoca reacciones.

    En el caso de problemas más graves, también puede recetarse un pienso para gatos con problemas digestivos. Otro consejo importante para evitar problemas estomacales ocasionales es no cambiar de pienso demasiado rápido: el gato necesita pasar una transición de al menos 7 días. Además, es importante no dejar que los gatos coman alimentos que no están indicados para la especie. Beber agua también ayuda a mejorar la digestión en los gatos. Por lo tanto, hay que animar al animal a que se hidrate correctamente, repartiendo botes de agua por la casa o comprando una fuente para gatos. Por último, pero no menos importante, no olvides llevar a tu gato al veterinario para revisiones, además de mantener la desparasitación al día para evitar la acción de los parásitos. Recuerde que la mejor manera de mantener a su mascota sana es anticiparse a los posibles problemas que puedan surgir.

    tienda de mascotas

    Mascotas del Perú

    Estamos comprometidos a crear un mundo mejor y a ayudar a cuidar y proteger a sus mascotas. Con base en nuestro equipo de trabajo, brindamos apoyo en la sociedad, brindamos la mayor cantidad de trabajo posible, seguimos innovando y ganándonos la reputación que nos mantiene a largo plazo. Invertir e innovar proyectos para ampliar la estructura y seguir desarrollándose en otras ciudades. Contribuir y participar solidariamente para crear una comunidad inclusiva y cuidar el medio ambiente.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir